¿Por qué en algunas iglesias se predica tanto el Antiguo Testamento?

“¿POR QUÉ EN MI IGLESIA SE PREDICA TANTO EL ANTIGUO TESTAMENTO?”

La respuesta es sencilla y asustadora. Existe un dato curioso que lo explica bien:

¡En el Antiguo Testamento NO existe ninguna promesa sobre el Cielo! Todo el Antiguo Testamento promete cosas para la Tierra y de la Tierra.

¡En el Antiguo Testamento NO dice nada sobre el Cielo de Dios!

¡Intenta encontrar algo!

Todas las promesas que hasta parecen hablar sobre el Cielo, están en verdad diciendo sobre el Reino de Dios en la Tierra, sobre el Milenio (que ocurrirá en la Tierra y no en el Cielo).

Este es el legado del Antiguo Testamento a los judíos. Promesas terrenales y nada más.

Es por eso que el autor de la epístola a los Hebreos (en el Nuevo Testamento) así escribe:

“Pero ahora tanto mejor ministerio es el Suyo, cuanto es mediador de un mejor pacto, establecido sobre mejores (superiores) promesas.” (Hebreus 8:6)

“Superiores promesas” se trata de promesas más elevadas que las terrenales, ¡son promesas del Cielo!

También nos dijo el Señor Jesús que

  • De lo que más hablamos es de que nuestro corazón está LLENO (Mt 12:34) y,
  • DONDE esté nuestro tesoro ahí estará nuestro corazón y viceversa (Mt 6:21).

Por lo tanto, se hablamos más (mucho más) de la Tierra que del Cielo, la verdad es que nuestro corazón está en la Tierra y no en el Cielo.

Y si nuestro corazón está en la Tierra, nuestro tesoro solo está aquí y no en el Cielo. Es decir, NO tenemos tesoro en el Cielo.

Ve qué tan serias son estas advertencias:

“Si, pues, habéis resucitado con Cristo, buscad las cosas de arriba, donde está Cristo sentado a la diestra de Dios. Poned la mira en las cosas de arriba, no en las de la tierra” (Colosenses 3:1-2)

“El fin de los cuales será perdición, cuyo dios es el vientre, y cuya gloria es su vergüenza; que sólo piensan en lo terrenal. Pero nuestra ciudadanía está en los cielos, de donde también esperamos al Salvador, al Señor Jesucristo” (Filipenses 3:19-20)

Si en tu iglesia solo se enfatiza en Antiguo Testamento, eso se hace inconscientemente, pero demuestra claramente que el corazón de los líderes de su iglesia está apenas en este mundo. La boca habla de la abundancia del corazón.

Además, si es verdad que “los semejantes se atraen”, entonces, ¡tú eres atraído y cautivado por aquellos que piensan y anhelan lo mismo que tú! ¿Qué tipo de prédica más te atrae? ¿Qué tipo de predicar más te gusta? Reflexiona seriamente en ello.

¿Qué tipo de predicación crees que LOS APÓSTOLES predicaban a la iglesia? Lee sus epístolas y saca tus própias conclusiones.

Cuando les toca hablar sobre las “promesas de esta vida” nomrecurren al Nuevo Testamento, pero siempre al Antiguo.

Pero la apariencia de este mundo pasa. Todas las vanidades y caprichos de este mundo son insignificantes comparados con la Eternidad.

UNA ILUSTRACIÓN:
Busca una pared blanca muy grande. Alguna que tenga unos 100 metros o más de largo y que sea también muy alta. Ahora, dibuja sobre ella un pequeño puntito con una pluma o lápiz. En seguida, aléjate de ella unos 20 pasos o más hacia tras. ¿Aun logras ver el puntito de lejos? ¡Casi lo mismo es la vida en este mundo comparada con la Eternidad!

Si quieres saber más sobre el Cielo, estés atento a las próximas publicaciones y videos de este blog.

“Si la esperanza que tenemos en Cristo fuera sólo para esta vida, seríamos los más desdichados de todos los mortales” (1ra Corintios 15:19)

Compártelo con quien lo necesita…

image

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s