29 – #Pentecostés: ¿El Espíritu Santo ANTES del Pentecostés? ¡Así es!

DÍA 29 – ¿Este pasaje dice que los discípulos recibieron el Espíritu Santo antes del Pentecostés? Sí, lo dice.

Luego después que el Señor Jesús resucita y se encuentra con sus discípulos Él les sopló el Espíritu Santo. Pero, este no fue el día de Pentecostés. Ellos recibieron la habitación del Espíritu Santo en este momento. Ya lo tenían adentro de si. Pero, les faltaba el bautismo con el Espíritu Santo derramado en los 50 días después de la Pascua.

Por lo tanto fueron dos experiencias distintas en el tiempo, lugar y en el modo.

La habitación con el Espíritu recibimos tan luego recibimos a Cristo en el corazón. Su presencia adentro nos hará vencer el poder del pecado y ya traerá los frutos del Espíritu Santo. Es el verdadero sello de la salvación y garantía de la eternidad. Todo cristiano que se ha arrepentido sinceramente y entregado su corazón a Cristo, ya posee el Espíritu Santo. ¿Dios ya no está dentro de él? Por supuesto que sí. En la persona del Espíritu Santo.

Los frutos del Espíritu ya comenzaremos a tratar de enseñarlos a Partir de esta semana. Pero, vamos a notar una diferencia entre la habitación del Espíritu y el Bautismo con el Espíritu. La habitación es indispensable para la salvación de uno mismo, el Bautismo con el Espíritu sirve para salvar a otros.

El bautismo con el Espíritu no hace de un cristiano mejor que el otro. No lo hace más lleno. No lo hace más espiritual. Pero, lo hará más capacitado a ganar almas para Cristo. Prácticamente todo salvo fue conducido a Cristo por medio de otro cristiano. Casi todos nosotros oimos el Evangelio por boca de una otra persona. Tal persona, muy probablemente fue capacitada para realizar esta Obra, pues un hombre natural no sería capaz de hacerla.

Sin esta capacitación, dificilmente un cristiano ganará almas. Él verá un mundo a su alrededor pereciendo sin Dios y no conseguirá hacer nada. Sentirá mucho amor por el prójimo, pero no le habrá un fuego consumidor que le impulsionará a salvar almas.

Por lo tanto, la diferencia entre recibir el Espíritu y ser bautizado con el Espíritu es clara. Una experiencia es haber sido salvo y nacido del Espíritu, otra diferente es la de recibir poder para salvar a los demás. Recibir poder para ser hijo de Dios es algo (Juan 1:12) y recibir poder para ser testigo de Cristo es distinto (Hechos 1:8).

Si te falta fe para creer en eso, pídele a Dios. Dios no apenas te quiere salvar, Él también te quiere usar.

TODOS LOS MENSAJES DE PENTECOSTÉS EN: http://wp.me/P3feJL-7H

Anuncios

2 comentarios en “29 – #Pentecostés: ¿El Espíritu Santo ANTES del Pentecostés? ¡Así es!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s