Agitadores y Agitados

Hay una sutil diferencia entre el Líder y el Agitador.

El Líder Verdadero enseña, anima y cobra. El Líder Verdadero asume lo que hace, toma la delantera y jamás huye. El Líder Verdadero no es un desertor. El Líder no necesita de otros para hablar junto con él. Siempre acuérdate de los ojos de tu líder cuando hablabas contigo.

Ya el Agitador, él tiene una grande capacidad de persuasión, es decir, de convencer a las personas que le escucha en hacer lo que él no tiene valor para hacerlo. El Agitador tiene una tremenda habilidad de echar a los demás en el fuego y salir ileso. El Agitador actúa secretamente manipulando a los más jóvenes y menos instruidos para realizar un fin deseado. Él mismo no aparece.

¿Por qué el Agitador no aparece? Porque él es cobarde.

El que tiene la habilidad de influenciar personas, pero que no es suficientemente valeroso para asumir sus ideas, él es un fuerte candidato a ser un agitador.

Si notas cuándo explota un chisme en tu grupo, verás que los que se escandalizan y se rebelan siempre son personas que son las más emotivas. Son personas que son impulsivas y toda su agresividad, sin darse cuenta, está siendo controlada por un agitador secreto. El Agitador era el que más hablaba por las espaldas, pero cuando todo está siendo puesto a las claras, él se calla, se esconde y hace que otros peleen por él.

El Agitador revela su doble personalidad exactamente cuando el patrón está cerca.

¿Quién siempre es que termina sufriendo? ¡Apenas los manipulados! ¡Siempre se dañan los agitados!  A su vez, los agitadores, se quedan observando de lejos.

Cuando se den cuenta los agitados que sus agitadores los usan como piezas de su juego, ellos aprenderán ser más precavidos y jamás precipitados.

Por eso, la experiencia nos dará estos consejos:

¡Jamás adoptes los problemas de otros!

¡Nunca te duelas por los que se hacen víctimas!

¡Nunca seas un novato que se hace el salvador del mundo sin saber el porqué otros ya no hicieron eso antes!

¡No tengas apenas UN oído. Dios te dio dos!

¡Nunca critiques a aquello que otros juzgaron antes de ti!

¡Jamás oiga a los “anónimos” de tu grupo!

¡Una persona que no quiere dar nombres, no necesita hablar!

¡Si una persona ya trae un histórico de problemática, es mejor no darle chances sin conocerla por más tiempo!

¡Jamás te juntes a los chismosos! Hombres y mujeres de valor siempre buscan soluciones, nunca habladurías.

Prefiere solucionadores a comentaristas.

Personas que realmente marcan la diferencia, NO APENAS CRITICAN, ¡ellas presentan excelentes propuestas!

¡Busca saber porqué justo la persona que más habla nunca ha crecido en tu grupo!

¡Observa bien las “dos faces” que posee el más crítico de tu grupo!

¡Aléjate de gente maliciosa y que busca la “comida gratis”!

 

LEE UNA VEZ MÁS: El Peligro de un Grupo de Bocas-Duras

Anuncios

Un comentario en “Agitadores y Agitados

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s