La triste historia de la mujer NUNCA AMADA por su marido

(El principio del quebrantamiento cuando toda la fidelidad cristiana no es suficiente).

¿Cómo puede a una persona tener un verdadero encuentro con Dios, una experiencia viva con Cristo, en fin, el nuevo nacimiento, si mucho tiempo ya ha pasado estando en una iglesia cristiana y nunca haya tenido un profundo arrepentimiento ante Dios?

Me refiero a personas que son buenos cristianos, o que a lo mejor nacieron en una denominación cristiana y desde niños acudieron a una iglesia. Personas que a lo peor de las hipótesis nunca se consideraron “tan pecadoras” para tener un arrepentimiento que deja huellas para toda la vida.

Hay muchas personas así que rodean el Reino de Dios. Personas que son, sin duda, buenos colaboradores en la Obra de Dios, pero que son completamente secos espiritualmente hablando. Personas que al hablarse de una experiencia con el Espíritu Santo, ellas se emudecen y no pueden contar nada. Son amigos que conocen a la Palabra de Dios, pero no conocen Al que dice tales palabras. Apenas conocen a Dios a través de información de terceros.

En el fundo de sus corazones, es decir, de su ser, son personas tristes y que a medida que pasa el tiempo, más desesperanza ella tiene de un día recibir el magnífico gozo que viene con la Voz de Dios en el interior. Son personas que su intimidad con Dios es muy distante y fría, a pesar que lo obedecen al pie de la letra. Pero son personas que sus oraciones son vacias e imagino que sea como hablar a solas sin saber que Dios realmente está bien allí adonde están. No tuvieron todavía un contacto espiritual con Jesús.

Pienso que llegará un determinado momento en sus vidas que podrán correr el riesgo de dudar hasta de la existencia de Dios. Que corren el riesgo de creer que todo no pasa de palabras bien elaboradas para convencerlas de una religión. Es muy peligroso que ella se canse un día por no haber tenido de hecho un momento de intimidad con el Espíritu Santo. Para que se tenga una [grosera] comparación humana sería como si una joven se casara y pasara 40 años de estar casada y NUNCA SU MARIDO LA HUBIERA TOCADO!!!! Eso no es una broma. Creo que sería algo muy frustrante para esta mujer que se sentiría como que rechazada por el marido. A él, ella no le despertaría placer. Problablemente ella se arregla muchas veces para una noche de luna de miel con su amado que NI SIQUIERA LA TOCA!!!

Ella pasa todos esos años conviviendo con ese hombre. Es tremendamente fiel. Nunca lo traicionó en toda su vida. Cumple rigorosamente con sus queaceres hogareños. Delante de otras jóvenes casadas, ella se ve sonriente, pero es puro disfrace. En el fondo de su corazón (o sea, de su ser) ella es una mujer tremendamente infeliz y se siente muy avergonzada cuando está a solas. Ella nunca probó de una intimidad con la persona que ama. Ella nunca pudo disfrutar de esa felicidad y sentirse realmente amada. Ella, por pasar mucho tiempo, se siente avergonzada hasta de pedir que su marido la posea.

Creo que por algunas noches, ella pensó que su marido se despertaría, que la desearía, que la iba querer y decirle a ella que ELLA ERA LA MUJER DE SU VIDA, LA MUJER DE SUS SUEÑOS, LA MUJER QUE LE DABA PLACER. Pero, desafortunadamente, eso nunca pasó en todos estos años.

Solo en descrebirla con mi imaginación siento una lástima muy grande por una mujer así, pero es justamente lo que pasa con una persona que nunca tuvo una EXPERIENCIA CON EL SEÑOR JESÚS, el novio de la Iglesia.

Pero, volviendo a nuestra pregunta, ¿es posible que una persona, después de tantos años, pueda nacer de nuevo? ¡Si, por supuesto!

He visto que si no es a través del arrepentimiento, o sea, del momento en que la persona se convence de sus pecados y que está condenada y que, a partir de ahí, ella busca y encuentra el perdón y salvación en Jesús; si no lo sea de este modo, ella logrará tener la genuina experiencia con Dios por medio del quebrantamiento.

Es decir, arrepentimiento y quebrantamiento son las dos vías de acceso al encuentro con el Señor Jesús. Algo Dios le grabará adentro tuyo, y eso profundamente, que ni el tiempo, ni las luchas, ni las seguientes pruebas de fuego, ni las decepciones, ni el mundo, ni el infierno entero podrá borrar tales huellas tan bien hechas por Dios en nuestro interior.

Cuando digo “gravará adentro tuyo” es justamente la voz de Dios que se oye en medio de la tormenta y oscuridad. Esta voz, dicha directamente a la persona que la recibe, no es algo fabricado por la propia imaginación. No, no resta dudas que así lo sea. Se sabrá perfectamente que fue algo no producido por nuestras propias mentes o fantasía. Realmente es la experiencia intima de nuestro espíritu que se reflejará en el alma y cuerpo. Por eso, casi que 100% de los casos, uno “siente” algo distinto (alma) y llora (cuerpo) en el exacto momento del nuevo necimiento. Aunque despúes nunca más esta persona llore o sienta nada (lo que es difícil), pero ella realmente ya fue sellada por Dios y nada borrará este claro recuerdo.

No estoy diciendo que la experiencia está por encima de la Palabra de Dios. Indiscutiblemente somos salvos por la fe en la Palabra de Dios. Somos lavados por el poder regenerador de Su Palabra. Pero, la falta de la experiencia ciertamente traerá una futura frustración espiritual, como comparamos con el ejemplo arriba.

Por ahora voy a interrumpir nuestra “consejería” para que despúes podamos tratar del tema del quebrantamiento. Es algo realmente muy interesante que creo que todos los cristianos deberían aprender (con tu ayuda, eso podrá ser posible). Los interesados que se suscriban a este blog (en la parte superior derecha de la página) y esperen el nuevo post.

Asimismo, pido que los interesados, mediten en el ejemplo dado aquí y que busquen por las solitarias madrugadas humillarse ante los pies de Cristo para que puedan alcanzar misericordia.

“Los sacrificios de Dios son el espíritu quebrantado; al corazón contrito y humillado no despreciarás tú, oh Dios” (Salmos 51:17).

Que el Señor Jesús les bendiga.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s